Espinaca

Hortaliza de invierno. De hoja verde, alargada, lisa, rizada, grande o pequeña, según la variedad.

La espinaca es un alimento de digestión ligera y nutritiva por su riqueza en vitaminas A, B y C. Su contenido en fósforo, magnesio, potasio, hierro y otros oligoelementos le acreditan como un excelente regenerador de los glóbulos rojos. También se le atribuyen propiedades anticancerígenas. Esta hortaliza se recomienda como laxante. Así, por su alto contenido en celulosa es muy apropiada para desobstruir las vías digestivas.

En España se cultiva en Valencia, Barcelona, ​​Lleida, Madrid, Badajoz, Córdoba, Tarragona, Toledo, Navarra, Alicante.

La planta procede del suroeste de Asia y se cultiva mucho en las regiones frías que cuenten con abundancia de agua.

La manera más saludable de comer las espinacas es cruda, formando parte de las ensaladas, junto con otras verduras (a condición de que las espinacas estén tiernas). También pueden comerse cocidos o al vapor (de esta manera conservan casi totalmente sus principios nutritivos). Las espinacas cocidas entran en fermentación rápidamente, por lo que es importante no preparar más cantidad de la que se consumirá de manera inmediata y no guardar lo que sobre para otras comidas. Algunos autores recomiendan que las personas que tienen que hacer un régimen sin sal no consuman, ya que las espinacas tienen un alto contenido en sodio.

Escrito por Belen | 11 de junio de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Dietas con Verduras | Etiquetas: , ,

Espinaca

Hortaliza de invierno. De hoja verde, alargada, lisa, rizada, grande o pequeña, según la variedad.

La espinaca es un alimento de digestión ligera y nutritiva por su riqueza en vitaminas A, B y C. Su contenido en fósforo, magnesio, potasio, hierro y otros oligoelementos le acreditan como un excelente regenerador de los glóbulos rojos. También se le atribuyen propiedades anticancerígenas. Esta hortaliza se recomienda como laxante. Así, por su alto contenido en celulosa es muy apropiada para desobstruir las vías digestivas.

En España se cultiva en Valencia, Barcelona, ​​Lleida, Madrid, Badajoz, Córdoba, Tarragona, Toledo, Navarra, Alicante.

La planta procede del suroeste de Asia y se cultiva mucho en las regiones frías que cuenten con abundancia de agua.

La manera más saludable de comer las espinacas es cruda, formando parte de las ensaladas, junto con otras verduras (a condición de que las espinacas estén tiernas). También pueden comerse cocidos o al vapor (de esta manera conservan casi totalmente sus principios nutritivos). Las espinacas cocidas entran en fermentación rápidamente, por lo que es importante no preparar más cantidad de la que se consumirá de manera inmediata y no guardar lo que sobre para otras comidas. Algunos autores recomiendan que las personas que tienen que hacer un régimen sin sal no consuman, ya que las espinacas tienen un alto contenido en sodio.

Escrito por Belen | 7 de junio de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Dietas con Verduras y General | Etiquetas: , , ,

Adaptación del pulpo en Feira

Ingredientes para 4 personas:

-300 g de espinacas frescas

-6 huevos

-1 l de leche

-2 patas de pulpo

-1 mezcla de lechugas (hoja de roble, escarola rizada, etc.)

-2 patatas violetas

-1 pizca de pimentón de la Vera

-1 cucharada de aceite de oliva

-unos tomates cereza

-brotes y germinados (de espárrago, sisho púrpura, de cebolla o cebollino…)

-sal en escamas

Preparación:

Escaldar brevemente las espinacas, déjelos enfriar en agua fría y hielo. Triturar con la leche y los huevos batidos, colar y poner en moldes o flaneras al baño maría, no más de 3 cm de líquido por molde. Cocer tapados con aluminio durante 20 minutos a 180 º C. Sacarlos del horno y dejar enfriar. Poner a cocer las patatas violetas, enteras y con piel, durante 10-15 minutos hasta que queden tiernas. Puede comprar el pulpo cocido o cocerlo a casa, el tiempo de cocción dependerá del tamaño que haga el pop y del proceso de conservación. Un pulpo medio de unos 3 kg que haya sido congelado tardará aproximadamente 35 minutos en cocerse. Presente el plato disponiendo sobre el flan de espinacas una selección de lechugas y brotes tiernos, los tomates cereza cortados por la mitad, la patata violeta aún tibia y el pulpo cocido, y acabar con un chorrito de aceite de oliva, la sal y un buen pellizco de pimentón de la Vera.

Escrito por Belen | 13 de abril de 2012 | 1 comentario
Categorias: Dietas con Verduras y Lechugas y Tomates | Etiquetas: , , , ,

Perdiz en escabeche suave, cepas y espinacas

Ingredientes para 4 personas:

-4 perdices salvajes

-4 cepas

-100 g de brotes de espinacas

-1 limón

-pimienta negra en grano

-aceite

-sal

Para el escabeche:

-2 cebollas

-2 zanahorias

-2 puerros

-2 cabezas de ajo

-hierbas aromáticas

-vinagre

Para la farsa:

-1/2 papada de cerdo cocida

-miga de pan remojada en leche

-1 huevo

-los hígados de las perdices

-panceta ibérica

Preparación:

Limpiar las perdices de pluma. Separe las piernas y los pechos. Con las carcasas haga un caldo (salsa) de perdiz. Reservar. Cortar las verduras del escabeche en juliana. En una cazuela dorar los ajos y añadir las verduras y las hierbas. Dejar cocer 15 min a fuego lento. Una vez cocido, añadir el vinagre y dejar reducir, hasta que se evapore. Confitar los muslos de la perdiz en el escabeche 3 ha 80 º C. Deshuesar en caliente.

Para la farsa: añadir a los muslos la papada, la miga de pan remojada en leche, el huevo y los hígados salteados y flameados. Pase todo por la máquina de picar. Cortar el tocino en tiras muy finas (unas 10 láminas). Extender sobre papel de plata y rellene hacerlo con la farsa y los pechos de perdiz. Enrollarlo y cierre haciéndolo presión. Hornear y cocer el rollo al vapor 20 min a 80 º C. Enfriar. Echa rodajas. Limpiar las hojas de espinacas, laminar las cepas, y aliñar todo con aceite, limón, sal y pimienta. Dispone hacerlo sobre la rodaja perdiz y terminar el plato con la salsa de perdiz. Opcionalmente, añadir pistachos, perifollo. Comedlo tibio.

Escrito por Belen | 30 de marzo de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Cebolletas y Dietas con Verduras y General y Limones | Etiquetas: , , , , ,

Popeye y las espinacas

Lamentablemente hoy me toca daros una mala noticia. Lo de Popeye y las espinacas era mentira…en realidad Popeye si se ponía todo cachas después de comerlas, pero no era por el efecto de las mismas, supongo que sería algo psicológico o por el estilo.

No me gusta romper un mito tan aceptado por la sociedad como es este, pero mi obligación es hacerlo. Y también les voy a contar porque se creó esta ‘leyenda’. Todo se debe a un error de escritura del científico Von Wolf, en el año 1870, que al elaborar un informe calórico sobre las espinacas, multiplico por 10 la cantidad de hierro presente en estas verduras. Coloco mal una coma, y ese es el inicio de Popeye!!! El perejil, las acelgas y las berzas, por dan algún ejemplo, tienen el mismo contenido en hierro que las espinacas.

Pero a pesar de esto, las espinacas siguen siendo un producto altamente recomendable, y casi obligado, en nuestra alimentación, sobre todo en la de los pequeños, ya que su contenido proteico es alto, y previene enfermedades como la anemia.

Entre otras ventajas que nos brinda esta planta es su presencia anual, no importa la fecha del año, ni la estación, ni la temperatura, la espinaca siempre se podrá conseguir fresca, una gran noticia para los que se decidan por su producción ecológica.

El único problema que nos podemos encontrar en su cultivo, es la aparición de un hongo bastante común, que formara lamparones amarillos en las hojas verdes, y secara en parte la planta. Existen productos ecológicos desarrollados para combatir esta enfermedad.

Su origen se remonta a la Antigua Persia, e ingreso a España por el siglo XI, expandiéndose por Europa cuatro siglos más tarde.

A pesar que Popeye viviera una mentira toda su vida, y engañara a Olivia con sus espinacas, los músculos le crecían, y la fuerza le fluía, sino que le pregunten Brutus!!!

Escrito por Belen | 13 de mayo de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Dietas con Verduras y General | Etiquetas: ,